Conexión
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Visita al presidio [Entrenamiento vs Sofia]
Hoy a las 2:45 pm por Narrador

» Cierre de temas
Hoy a las 2:08 pm por Metal Napper

» El Mañana [Yuzu]
Hoy a las 2:07 pm por Yuzu

» El Ataque de los Conquers: Arsenio vs Vasant y Stelios [Evento principal]
Hoy a las 2:01 pm por Metal Napper

» Rest it not, Palladion
Hoy a las 12:24 pm por Metal Napper

» Bull Dinner, the encore
Hoy a las 12:01 am por Diana Wales

» Bull, Ram, segways
Ayer a las 11:13 pm por Stan

» Un encuentro inesperado [Vasant]
Ayer a las 9:23 pm por Calliope

» Las Hadas Etéreas [Vasant y Rin]
Ayer a las 7:48 pm por Narrador

Links Directos
Compañeros
Hermanos
Élite
Crear foro Crear foro  photo untitled45.png School Deluxe NEW

Palco Divino

Página 2 de 3. Precedente  1, 2, 3  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Palco Divino

Mensaje por Kaito Sakaki el Vie Sep 22, 2017 7:42 pm

Recuerdo del primer mensaje :

Palco Divino

Palco ubicado en la zona Norte del coliseo, preparado para los dioses y sus invitados. Hay dos sillas con ostentosas ornamentas para el Dios del Sol y la Diosa de la Tierra, ambos con dos asientos especiales de color dorado forrados de rojo y con sus símbolos representativos en el respaldo: Niké para Athena y la Lira de Abel. A los lados de los lugares de los dioses hay dos filas con cinco asientos más pequeños del mismo material dorado, reservadas para los invitados y acompañantes, suficientes como para recibir a diez personas más. La habitación es de color blanco con columnas griegas y vasijas en pedestales como decoración. Una mesa amplia con bocadillos que se encuentra junto a la pared detrás de los asientos.


Reglas
-Este palco es exclusivo para los dioses y sus invitados, los peleadores no pueden postear aquí.
-Lean los posts de los demás antes de responder.
avatar
Kaito Sakaki
Admin

Mensajes : 860

Ver perfil de usuario http://saintseiya-roleplay.foroactivo.mx

Volver arriba Ir abajo


Re: Palco Divino

Mensaje por Françoise el Lun Oct 02, 2017 1:57 am

-El gusto es mío- le respondió a la directora de la academia de Saintias, reconociendo que era una chica con una belleza deslumbrante. -No hay de qué preocuparse- le respondió a su hermana dando ligeras palmadas sobre su mano. Abel sólo miraba la arena con su sonrisa de satisfacción. Ver pelear a Yuya lo entretenía siempre.

Abel se mostró preocupado cuando la chica salió volando, pero recuperó la calma cuando la vio ponerse de pie para salir de la arena-Después de conocer a tus Santos busque al guerrero más fuerte para servirme. Aún es algo descuidado, pero con más entrenamiento Yuya podría sacar todo su potencial. - le dijo a la diosa de la Guerra para romper un poco con la tensión del encuentro.-Tendrás que perdonarlo, se emociona demasiado cuando hay público- se disculpó por él, ya que le había parecido un poco ruda la forma en la que derrotó a Rin.

Quizás para los ojos ingenuos sólo era un payaso, pero Abel sabía que Yuya desarrollaba su estrategia de combate sobre la marcha. Eso había pasado durante la pelea: su paladín observó el modo de combate de Rin antes de sorprenderla con una respuesta lo suficientemente potente como para dejarla fuera.

El Dios del Sol no parecía estar preocupado de que Yuya viera a una de las chicas que compartían el rostro con Yuzu. Se había encargado de borrar todos los recuerdos sobre Rin, cortando las escenas de sus recuerdos en las que la guerrera de Athena aparecía, dejando únicamente a Cesar intacto en la memoria de esa noche en la que Yuzu fue secuestrada.

En la arena era el turno de Tier y Elania para pelear. Le causaba curiosidad ver a Tier desenvolverse fuera del estanque.

----------

La directora no entendía lo que estaba haciendo Cesar hasta que regresó la vista al combate. El Paladín de Saturno recibió el ataque de Rin, eso fue todo lo que pudo ver antes de que la luz cubriera el campo por completo. Hermosas flores de fuego anunciaron la victoria del paladín mientras Rin salía volando como si fuera de papel. Era completamente inaudito.-Ese chico tiene un poder asombroso señor Abel- dijo la directora para el hermano de Athena, intentando ocultar su miedo. Nunca antes había visto un poder semejante en un hombre tan joven.

Fran siguió a Cesar a la mesa de bocadillos, limpiando la sangre de su mano con un pañuelo que sacó de su bolso.  Se sirvió una taza de té para calmar sus nervios.-¿Viste eso? Se deshizo de ella como si fuera una muñeca de trapo- mencionó la directora con incredulidad en sus palabras, como si necesitara que Cesar le confirmara que eso había sucedido en realidad para terminar de procesarlo. Había algo que no era normal en ese paladín y eso le inquietaba.

La nube de intranquilidad voló lejos cuando el hombre de mejillas rechonchas le dio su motivo para no participar en el torneo. Por alguna razón, lo que le estaba diciendo no le sorprendía para nada. No sólo era perezoso para las batallas, también en su vida. Contrario a la actitud propia de los Santos, Cesar no ambicionaba con adquirir una mejor posición dentro de la organización, parecía conforme cómo estaba y eso le preocupaba a Fran, ya que ella sólo deseaba lo mejor para su amigo y para el futuro del ejército de su Diosa.

-Rin recibió la promoción a Santo de Oro y tú sigues en el mismo lugar, no puedo creerlo- le reprochó en silencio, bebiendo de su taza de té humeante. -Yusei de Piscis decidió retirarse y me cedió su manto de Oro. He estado tan ocupada que ni siquiera he tenido tiempo de revisar la armadura, está metida en su caja, acumulando polvo en mi oficina- Esa era la forma discreta de Fran para decir "yo habría participado en el torneo si no tuviera millones de cosas qué hacer". -Es una verdadera lástima que se retire. Aún recuerdo cuando lo conocí, era el niño más lindo- dijo mientras sacaba su cartera del bolso y le mostraba una fotografía de ella en sus diecinueve años cargando al niño que se convertiría en Santo de Piscis años más tarde, orgullosa de mostrarlo como si fuera su madre.

Su mirada dulce cambió cuando recordó el motivo por el que se retiró-Pero él lo echó todo a perder por enamorarse. "Fran, ya no puedo seguir con esto porque estoy enamorado. Sé que a Akos le hubiera gustado que tú fueras su sucesora", y ni siquiera se enamoró de una chica linda. No soy homofóbica pero ese niño es igual a su maestro, él también tenía esas preferencias- Estaba tan molesta por recordar eso que se olvidó que estaba molesta con Cesar en primer lugar. Se distrajo tanto poniendo al día a Cesar que no escuchó al presentador anunciar el cuarto combate.
avatar
Françoise
Aspirante
Aspirante

Mensajes : 13

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Palco Divino

Mensaje por Metal Napper el Jue Oct 05, 2017 7:58 pm

—Ya veo.—

Su hermano no mentía. Sin embargo, el cosmos de Yuya no era normal. Había algo más allí, no solo poder e ingeniosidad sobre la marcha. Por suerte, Rin no salió lastimada. Aunque no podía decir lo mismo de su máscara.

—Ese chico no es normal.— fue lo que le respondió Cesar a François cuando retornaron a los asientos. Ya se había bajado medio trago de su vaso con ron.

Luego, sus usuales regaños.

—Rechacé el ascenso a Dorado, Fran.— la interrumpió con simpleza, levantando una de sus inexistentes cejas. —La señorita Saori me ofreció uno de esos puestos y dije que no. No cambiaría ser ridículo por nada.— Cesar bebió un sorbo que se le hizo muy muy corto. —Conoces el adagio ¿no? "Hermosos Santos de Oro". ¿Soy hermoso? ¿Lindo? ¿Bonito? ¿Guapo? ¿Agradable siquiera? No. No lo soy. Imagina eso, un gordo con mal genio de Santo de Oro. Uh, para nada. Dudo que tengan un extensor de peto para mis tetas. Tetas masculinas de oro...ugh.—

Mientras lo decía señaló con el meñique al palco de Athena, específicamente a Cáncer y Aries. Por ahí añadió a Rin, quien ya había vuelto.

—Fran, dos cosas. Uno: ya tengo una mamá que se queje de mis elecciones laborales; párale--- dijo, su tono serio, tanto que fulminó con la mirada a la directora por primera vez en...¿jamás? ---trata a tus alumnos como hijos si quieres, a mi no. Dos--- relajó el tono. ---no te conocía tanta homofobia. Oh my my. Quien te viera así de intolerante. No le queda a tu cara tan linda y lavadita.—

Finalmente anunciaron la siguiente pelea: la mujer desagradable contra Elaina.

—Oh. Va a pelear mi ex.— comentó con voz plácida, apoyando el mentón en la derecha para así inclinarse adelante. Se tomó de una el poco ron que le quedaba.

—Ciertamente...—

Ciertamente, Neptuno peleaba como un Santo. Tal como le comunicara su hermano por telepatía, el rango quedaba demostrado con la batalla extendida entre ambas. Básicamente, estaban en un tira y afloja que parecía no acabar.

—...— Cesar vio a Elaina en batalla, embelesado. Ver esa batalla era como el porno hardcore: una parte era fea, pero se compensaba con la otra. Sin darse cuenta ignoró todo lo demás, sonriendo con gusto.

Finalmente tocaron la campana, anunciando el término así como la victoria de Elaina por aguante.

—¡Sí! Fwuuoooh.— exclamó él aplaudiendo con toda la fuerza posible, silbando además. Mirando a Elaina le guiñó un ojo con rapidez, mostrando los dientes. —Uh huh. Primera victoria de los Santos y es de mi ex. Que cosas. Ha.—

Fue el primero en aplaudir, así como el último. Una vez se calmó la audiencia, pegó un brinco que lo dejó parado.

—Señorita Saori, señor del Sol, me excuso. Voy a felicitar a la ganadora en persona.— dijo al encarar a los dioses. Con un gesto respetuoso de cabeza se giró, dándole una palmadita a François antes de salir. "Ya vuelvo", le susurró.
avatar
Metal Napper
Silver Saint
Silver Saint

Armadura :
Santo de Plata de Ophiuco

Mensajes : 94

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Palco Divino

Mensaje por Françoise el Dom Oct 15, 2017 12:01 am

La pelea entre la paladín de Neptuno y Elania llegó a su fin. Había sido una pelea sumamente satisfactoria a pesar de que había superado el límite de tiempo. Las peleas largas solían tornarse aburridas, pero podía decir que disfrutó de cada momento. Esa Saintia tenía un poder grande para poder pelear a la par con un paladín con la experiencia en batalla de Tier.

Terminado el cuarto combate Rob llamó a Stelios de Acuario y a Selene de Luna al campo de batalla. Abel admiraba la manera en la que Selene jugaba con el Santo de Acuario. La guardiana de la Luna era una de las guerreras más completas de su ejército: podía luchar con armas, de forma física y utilizando las ilusiones para desollar los miedos de sus adversarios. Era una lástima que se estuviera conteniendo, pero en parte podía comprender su recelo a mostrar todas sus capacidades: era un torneo amistoso, y las técnicas reales de Selene no podían ser tomadas a la ligera.

-¿Cuáles son tus impresiones de los últimos combates hermana?- preguntó el Dios, quien no había hablado mucho desde que inició el combate de Tier y Elania. Se podía decir que las mujeres estaban cautivando al Dios con sus magnificas habilidades, ya que lo que inició con Neptuno y Saggita no terminó hasta la salida de Selene de la arena. Abel observó al mortal que había enfrentado a la paladín de la Luna. Su corazón le parecía ambivalente y difuso, le desagradaba leerlo.

------

La directora frunció el ceño al escuchar los reclamos de Metal, haciendo su rostro a un lado, dando un golpe en el aire con su cabello rubio. -Sabes lo que pienso de esos modales- comentó la mujer, evidentemente ofendida. Evadió a Napper observando el combate que tenía lugar en la arena, viendo a dos poderosas mujeres enfrentarse a duelo. Le agradaba que el nivel de las saintias de esa generación estuviera al nivel de los paladines de Abel.

Al terminar el majestuoso combate entre Neptuno y Sagitta se quedó sola en el palco con los dioses. Permaneció en silencio. Aunque había tratado con ellos por teléfono aún eran muy imponentes para ella.

El inicio del combate de Selene y Stelios fue raro. Podía detectar que ella se estaba limitando demasiado y que podía leer con facilidad las acciones de su oponente. Acuario era un Santo con mucho poder, pero no tenía la técnica apropiada. Por eso era importante que los jóvenes Santos fueran a la escuela. Estaba seguro de que si ella hubiese entrenado a Stelios él sería un guerrero balanceado con la capacidad de hacer frente a un enemigo de alto nivel sin derramar una gota de sudor.

-Si esto fuera una batalla de verdad, ella le habría rebanado el cuello con esa hoz en un momento de descuido. ¿Por qué los hombres son tan precipitados? ¿Por qué ignoran a sus madres cuando ellas saben qué es lo mejor para ellos?- pensó la francesa. Stelios estaba tan distraído con los demonios internos que Selene pudo haber usado los puntos vulnerables para atacar.
avatar
Françoise
Aspirante
Aspirante

Mensajes : 13

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Palco Divino

Mensaje por Metal Napper el Mar Oct 17, 2017 11:09 pm

—Tus paladines son formidables hermano.—

Más poderosos que los Santos de la Corona, debía admitir Saori. Hasta los momentos, los integrantes del palco terreno no habían logrado gran cosa contra el palco lunar - negándoles la victoria. Al menos, hasta el choque de Neptuno contra Sagitta. El caso era que, independientemente, la primera de estas no había usado siquiera el Core sin su sello, forzando a Elaina a revelar su técnica secreta. Por más que fuera una victoria, era una técnica. Tier por su parte, solo dejó indicios: disparos de cosmos dorado, cierto control de humedad...hasta allí y no más, palabras que según recordaba, eran una parábola bíblica.

Hasta aquí llegarás y no pasarás. En cierta forma, veía el panorama general de esa manera.

Tan solo esperaba que su hermano no hubiera hecho mal el cálculo.

—Selene también es formidable.—

Así mismo había observado el Espejo Lunar en otra ocasión, otra época. Aunque difuso, el recuerdo llegaba tenuemente a su cabeza. —La familia de Selene ha servido como guardiana de la luna antes ¿verdad? El talento debe correr en la sangre de cada uno de ellos.— mencionó cuando la chica declaraba su retirada. Del otro lado, Acuario se devolvió al palco terrenal.

Entonces...

—Aquí está hermano. Un encuentro predeterminado.— dijo Saori cuando en la pantalla saltaron los rostros de Rin y Yuzu junto al avatar de los resquicios de Hades y el actual guardián del Carnero Blanco. En el centro del destino, las últimas piezas del rompecabezas. —Veamos que nos depara el futuro.— concluyó, mirando seriamente a su mellizo.

Una vez los contendientes estuvieron en la arena, Cesar retornó al palco, abriendo con cuidado. Andando con pasos ligeros le ofreció un gesto de cabeza a Saori y luego a Abel.

—Señorita Saori. Señor del sol - me disculpo si lo incordie.— dijo con una bajada de la cabeza momentánea. —Me declaro culpable de ser fan de las mujeres como la guardiana de la luna. Una chica indomable, sin duda.— añadió ladeando un poco la cabeza, su gesto factual. Mirándolo por un instante, Saori reprimió una sonrisa; había recordado cuando visitó a Seiya en su departamento por la bahía...y el desorden dentro. Eran esos los detalles que consideraba valiosos en los humanos. —Si me excusan, volveré a mi estación.—

De esa forma se apeó a un lado de François, sin sentarse en la silla. Desde donde estaba apoyó una mano en el barandal, mirando la arena.

—Fran.— dijo sin mirarla. Frente a él estaban la chica de Venus y Rin. —Debiste traer tu pescadito de oro.— agregó con una mueca. Una mueca seria.
avatar
Metal Napper
Silver Saint
Silver Saint

Armadura :
Santo de Plata de Ophiuco

Mensajes : 94

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Palco Divino

Mensaje por Françoise el Sáb Oct 21, 2017 8:05 pm

-En efecto, su familia ha guardado el Core de la Luna como un tesoro familiar y muchos de los que han portado esa armadura estuvieron emparentados- comentó el mellizo de Athena antes de beber de su taza de té. Todos lo habían hecho muy bien, consiguiendo que el dios se sintiera dichoso con tener a una de las mejores generaciones de guerreros. Sus talentos eran variados, pero todos tenían lealtad hacia él y eso era lo más importante. No soportaba a los mentirosos, le recordaban a esa serpiente desagradable con la que se cruzó siglos atrás. Curiosamente, en aquella época también se encontraba en Francia.

Abel sintió la presencia del caballero de plata que servía como el protector de su hermana. El Dios se limitó a mostrar una sonrisa con los ojos cerrados. Conocía el cáracter de Selene, era una mujer ruda a pesar de que su rostro agraciado podía sugerir otra cosa.

Escuchó a su hermana hablar, pensando que el Ángel del destino los estaba poniendo a prueba al poner a esas dos a combatir.-Sólo podemos observar- dijo, fijando su intensa mirada sobre Yuzu. Había tenido un progreso desde su última lucha en equipos. Abel había pensado en el combate especial de parejas para conocer cómo era el trabajo en equipo de sus guerreros, aunque no esperaba que Venus fuera una de las elegidas.

---------

-¿A qué te refieres?- preguntó la rubia sin dejar de poner atención en la pelea que se estaba desarrollando. Nuevamente era el turno de la portadora de Libra, que era el único jugador al que ya había visto en acción antes de ese combate de parejas. Las cosas no parecían ir muy bien para el equipo de los paladines. El equipo de Rin y Vasant había obtenido la ventaja desde el inicio.

-Vasant y Rin lo están haciendo muy bien- le dijo a Cesar, pensando en que no recordaba la última vez que vio una pelea en ese formato. Pensaba que era una lástima que ella jamás pudo participar en una debido a que sus técnicas principales eran demasiado mortiferas para sus compañeros, por lo que siempre debía luchar sola. Los únicos que habían sobrevivido a su habilidad habían sido los peces gemelos al poseer un veneno más fuerte que el de ella en ese entonces.

Regresando al combate, notó un cambio en la postura de Venus. Deliberadamente había bajado su guardia, disminuyendo el cosmos que emanaba en un principio y recibiendo el ataque de Rin de lleno. La Core había absorbido el golpe, pero no iba a tener tanta suerte la próxima vez.



avatar
Françoise
Aspirante
Aspirante

Mensajes : 13

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Palco Divino

Mensaje por Metal Napper el Miér Oct 25, 2017 6:53 pm

No era inusual que distintos miembros de la misma familia pudieran ocupar un rango distinguido. Asgard era uno de los reinos con nobleza heredada por sangre y hasta donde entendía, los Espectros podían compartir las Estrellas Malignas de sus antepasados. Que los guardas de una llave celeste para la Jaula de su hermano fueran todos de una familia específica...ciertamente, no era fuera del orden natural.

Selene de la Luna...misteriosa, hermosa y letal.

En todo caso, otro asunto invadió su mente.

—... ...—

Saori asintió con seguridad. Su hermano tenia razón: solo podían observar la contienda con sumo cuidado, pues frente a ellos se batían dos piezas del rompecabezas titánico.

Rin de la Balanza Celestial y Yuzu de Venus...

Y otras dos chicas. Una desaparecida en el Círculo Negro y otra...

—Hermano.— Saori acercó su cabeza a su mellizo sin dejar de mirar la arena, donde Vasant reunía la luz de mil estrellas - la técnica heredada de cada guardián Muviano del Carnero Blanco. —¿qué sucedió con Talasa?—

Si Abel sabía del rapto de la cuarta muchacha, entonces debía saber de la situación en la isla. Perdida en el Mediterráneo y difícil de encontrar, pocos podían entrar sin ser detectados, mucho menos llevarse a alguien importante. Si tomaba en cuenta que Rintaro hizo una misión diplomática allá tres años antes cuyo resultado fue la inclusión de Nathaniel de Tritón como la Cabra Montesa, y de que Julian regía el sitio como su hermano a Rysel...

Una idea llegó a su cabeza. Una terrible, horrible idea...

—Debiste traer tu armadura.— le contestó Cesar a François sin rodeos. El mal presentimiento que tuvo al iniciar la batalla no lo abandonaba todavía - mas bien, ahora le erizaba los vellos en la base del cuello. Con las manos serpenteando los dedos sobre el barandal, el cantante observaba fijamente la batalla por equipos, sus ojos fijos en los doppelgangers batiéndose una contra la otra. —Nada bueno va a salir de esta...— añadió.

Entonces, François hizo su apreciación de los equipos. Un poco fuera de lo que decía. No, no un poco, sino demasiado.

—... ... ...—

Cesar se mantuvo en silencio por un momento, dedicándole unos cuantos segundos a Aries y Nibiru. —Huy. Quien lo diría...alguien con quien Rin tiene buena química de batalla.— comentó elevando una de sus cejas rapadas, no sin un cierto deje de envidia. —Esa es la telepatía o telealgo ¿no? Primera vez que la veo.— Alrededor del dorado se levantaron rocas que salieron disparadas contra los Paladines, toda una curiosidad circense. —Quizá si yo tuviera técnicas que no fueran fuego amigo constante podría hacer algo así.— le echó una mirada ladina a François, leyendo sus ojos. —Tú y yo podríamos ser un buen equipo. Debo ser el único que soporta Baldack.—

No sin dolor de estómago, al menos.

Allí, cuando el cosmos de Venus se apagó, volvió el escalofrío. —...nunca te conté los pormenores de mi misión con Rin antes de ser ascendido a guardia real ¿cierto?— inquirió. Ya reconocía la razón de su molestia. La sensación era igual que cuando vio la jaula donde atraparon a la chica rosada tres años atrás. —Sigh.—

La sucesión de eventos posteriores fue un borrón de instantes: Venus se recuperaba y sacaba una cadena, cumpliendo el ya conocido estándar de todos los Paladines con un arma particular; Nibiru y Rin se apartaban a intercambiar golpes y...

—¿Ves? Por eso no acepté el rango de oro. Jamás podría tener una técnica así.— le dijo a François cuando Aries disparó una lluvia de estrellas; como una danza cósmica, la hermosura fue despedida contra Venus, quien se veía enfrentando una posible derrota contra el primer guardián de la elíptica.
avatar
Metal Napper
Silver Saint
Silver Saint

Armadura :
Santo de Plata de Ophiuco

Mensajes : 94

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Palco Divino

Mensaje por Françoise el Dom Nov 05, 2017 10:15 pm

Antes de responder Abel miró sobre su hombro, asegurándose de que la directora y el Santo con los ojos poderosos estuvieran más pendientes del encuentro que de su pequeña conversación privada. Había intentado mantener la información oculta, pero poco antes del inicio del torneo recibió un aviso por parte del hombre de Julián Solo en las filas de su hermana. La barrera de cristales había sido derribada por un cosmos abrumador que quemó la red de defensa al contacto. Yurika tenía horas desaparecida, no podía seguir ocultando información a Athena.

-Ella fue secuestrada. La protección sobre Talasa fue desactivada por un poder inconmensurable. Desconozco su paradero- Abel no tuvo que dar más explicaciones. Saori estaba lo suficientemente informada como para sacar sus propias conclusiones sobre el responsable del secuestro.

Podía anticipar la siguiente pregunta de su hermana y se adelantó a responder.-Deje que el torneo siguiera su curso para atraerla aquí. El cazador colocó una barrera de naturaleza distinta en el coliseo por petición mía- El dios del sol continuó apreciando la batalla en silencio. Yuzu había comenzado mal pero mostró un buen desempeño durante el resto de la batalla.


--------

-Estás actuando muy extraño el día de hoy. ¿Comiste algo en mal estado otra vez? Te he dicho muchas veces que una dieta saludable te hará sentir de maravilla- no sabía cuántas veces había regañado a Cesar por su mala alimentación. La ingesta de comida chatarra y grandes dosis de alcohol no eran buenas para él.-Los jóvenes creen que nunca van a envejecer, pero te diré una cosa, tus malos hábitos te van a pasar factura uno de estos días- la mala alimentación podía ser la responsable de la paranoia de su compañero. El día estaba precioso y el coliseo tenía un sistema de seguridad sobrenatural, nada malo podía suceder.

-Pero siempre terminas con diarrea y dolor estomacal, eso no es muy sano para ti. No me perdonaría nunca si te enfermas seriamente por mi culpa- le aclaró antes de volcar su atención en el encuentro. La guerrera de Venus había superado la expectativa inicial, recuperándose tras un inicio atropellado y rematando con un ataque impecable. De ser la juez de esa batalla habría levantado el cartel con un diez perfecto al ver la cadena de Venus, un ataque muy hermoso que opaco el brillo de estrellas del Santo de Aries. -Es una pelea muy reñida. Todo está en manos de Rin- comentó la directora con gran emoción. Estaba intrigada por saber quién se alzaría con la victoria en ese feroz encuentro en el que ambos equipos se habían mantenido muy igualados.
avatar
Françoise
Aspirante
Aspirante

Mensajes : 13

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Palco Divino

Mensaje por Metal Napper el Dom Nov 12, 2017 10:39 pm

Típico. François se mantenía con la cabeza metida en su propio trasero mientras el mundo se iba por el caño. No le extrañaría siquiera que por la academia se pasaran de esas niñas en microfaldas que tanto odiaba mientras ella quedaba relegada a su despacho. Quizá tanta administración y trabajo de oficina le había dejado oxidados los instintos de campo.

—Te dije, deja de tratarme como si fueras mi mamá.— le gruñó con una advertencia. En la arena por otra parte, Rin quedaba sola. —Ella es más que suficiente para trapear el piso con sus caras.— respondió. Eso, al menos, si se iba por la ofensiva. Defender no era su fuerte; al fin y al cabo, los escudos no se hacían de plumas. No, de plumas se hacían las almohadas. —Recae mucho en esos escudos de oro. Si los dejara, podría ganar sin tanto lío.—

Sobre lo de ganar, imaginó que sería nulo para entonces: la campana sonó y la luz roja abarcó todas las pantallas, anunciando el final de la batalla. Y con la conclusión se sobrevino el pandemónium.

—François.—
—¡Fran!—

De todos los santos que conocía personalmente, todos mujeres, se había dado cuenta de un patrón: todas eran cañones y él, un escudo. Por ende, su posición al desatarse el caos fue apostarse al lado de Saori, quien se levantó presurosamente junto a su hermano. Quedándose parados frente a sus sillas, los dioses vieron el descenso del féretro negro, del que surgió un tipo que desmayó a todos los debiluchos en un santiamén. A la vez, Fran llegó a tiempo para cercar el acceso a la niña chicle, más no a Rin.

Cesar siseo entre dientes.

Desde allí determinó, podría llegar y arrancarle la cabeza al presentador. Tenía la velocidad suficiente, pero...

—...—

El tipo que se creía vampiro miró directo hacia el palco divino, fijamente al dios del sol. Pocos amigos era la más vaga de las definiciones para el desprecio impregnado en sus orbes. Y si dejaba a Saori, reducida a mera humana tras haber agotado su cosmos por cuatro guerras sucesivas e intercaladas...

—Hermano. Ese es...—
avatar
Metal Napper
Silver Saint
Silver Saint

Armadura :
Santo de Plata de Ophiuco

Mensajes : 94

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Palco Divino

Mensaje por Metal Napper el Dom Dic 03, 2017 5:29 pm

Así que, después de todo ese ajetreo, obtuvo la Hoz del Silencio en compensación por el mal rato. Mirándola de cerca una vez apareció en el palco de los dioses, que bien podía ser llamado balcón hecho mierda, se despidió de la menuda guardiana de la Luna con un gesto de mano en la frente. Ya solo y sin sentir presencias hostiles cerca desactivó el halo del sol en trifecta a su espalda, el cansancio en toneladas aplastando su cuerpo apenas se disolvió.

—A la verga con todo esto.— murmuró colocando la Hoz a un lado de la butaca más próxima. Por los momentos tenía una prioridad: hidratarse. Se sentía como a mitad del desierto y vistiendo una parka sobre otra parka y ropa térmica debajo. De hecho, estaba sudando como si esa fuera la ocurrencia. O, pensó, sudaba como si el sudor fuera el agua tras acabar de cerrar la ducha. —Al carajo con esto.— espetó quitándose la chaqueta, ya empapada por dentro. Dejándola en el espaldar de la misma butaca individual fue a la mesa de los refrigerios, tomando una de las botellas de cristal de bourbon lunar, mirando los vasos. Lo consideró por un momento y luego los descartó. —Protocolo fuera de la ventana.— dijo a nadie en particular, dando una chupada larga. Su nuez de Adán se movió al ritmo de la laringe mientras se tomaba la mitad en una sentada. Y si paró no fue porque no estuviera bueno, porque como antes, era una delicia, sino porque había notado la nuez. Tanteando su cuello varias veces constató que de hecho, la carne se replegó. Y eso empeoró su mal humor. —Cógeme de lado.— maldijo, acabando el bourbon. Tirando la botella a una pared donde se rompió en mil pedazos tomó otra, abriéndola con un rápido ademán antes de sentarse en la butaca.

Estaba en un impasse. Se suponía que le tocaba ser el escolta de Saori y ya fuera de esa jaula le tocaba hacer el parte, pero el asunto era que, teorizaba, ella estaba encerrada en otra más - delegando la tarea temporalmente a cualquier santo que estuviera metido en el saco. Miró momentáneamente la Hoz...y lo descartó. Nada haría con eso antes de hablar con Saori, si es que salía con bien de su jaula. Otra opción era ir a la Academia, y lo descartó aún más rápido.

Se quedaría allí y esperaría. Como dijera Saori, le tocaba tener fe.

—...— recostó la cabeza en el espaldar y resopló, sacando su celular. De forma curiosa, cualquier protección de cosmos fue enviada al diablo, eso era claro...pero la electricidad y red seguían en funciones. Abriendo tuiti revisó su hashboard, respirando hondo. Luego tomó un selfie y lo subió, agregando la leyenda "mucho ejercicio". Al ver su rostro estilizado hizo una mueca, aunque apreció lo tétrico de su falta de cejas. Algo era algo.

Además, notó, la luz lo favorecía. Al menos con eso estaba conforme.

—A esperar entonces. Salud.— dijo, acabándose la segunda botella a fondo blanco.
avatar
Metal Napper
Silver Saint
Silver Saint

Armadura :
Santo de Plata de Ophiuco

Mensajes : 94

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Palco Divino

Mensaje por Bakura el Dom Dic 03, 2017 7:15 pm

La batalla acabó al momento en que el Santo de Cáncer quedó inconsciente, y con ello la técnica de manipulación de la cual estaba preso el Paladín se desvaneció. Reapareciendo en algún punto del coliseo destrozado Bakura, adolorido por los golpes recibidos y sin entender nada, preguntaba cómo demonios había llegado a eso. La única cosa que tenía clara era que habían peleado.

—¿Yo hice eso? Vaya... —preguntó sin poder creerlo al recordar el cuerpo maltrecho del albino—. Tendré que pedirle disculpas cuando despierte. —Si es que despierta, se dijo para sus adentros. Aunque quería creer que estaba vivo. Y si lo estaba, entendería si acaso lo odiaba por haberle dado tal paliza—. No, esto no es bueno. —De todos modos, eso no era lo más preocupante del asunto. Él continuaba confundido y molesto. No podía creer que aquello que había empezado con un torneo amistoso entre Paladines y Santos, hubiera acabado en semejante caos.

—Supongo que no puedo hacer nada más que esperar  —dijo para sí, mirando en todas direcciones para orientarse. El coliseo estaba prácticamente vacío. Y en ruinas, claro está. Lo primero que observó fue el palco divino; Abel no estaba. Mucho menos Athena—. Esto es peor de lo que parecía al principio. —murmuró. Decidió subir. Había algunas botellas intactas ahí en medio de la destrucción.  

—Un poco de esto me vendría bien. —dijo tomando una de ellas. En otras circunstancias quizás aquello no habría sido correcto, pero suponía que el torneo ya no continuaría y dudaba que alguien le dijera algo por robarle una botella de whisky a los dioses.

Bebió un trago largo y fue entonces que notó que había alguien más allí. Alzó la vista para observarlo y se quedó mirándolo un momento pues le resultó vagamente familiar. Encogiéndose de hombros poco después decidió que no importaba.

—Disculpa la irrupción sin aviso. Espero no te moleste mi compañía, pero necesito un poco de calma para pensar —dijo, sentándose en uno de los asientos que quedaban en pie—. Creo que maté a ese sujeto y ni siquiera recuerdo cómo sucedió —suspiró—. Qué sensación tan molesta. —dijo llevándose una mano a la frente con gesto de frustración.  
avatar
Bakura
Paladin
Paladin

Armadura :
Paladin de Tierra

Mensajes : 171

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Palco Divino

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 3. Precedente  1, 2, 3  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.